Blogia
Blog de Kynes

habitaciones atadas

Una cuerdas ataban las habitaciones de aquella casa. De una a una...de pomo a pomo, quicio con quicio. 

Las cuerdas eran negras de rafia y presagiaban algo no precísamente sencillo de desatar. Los nudos de esas cuerdas eran los nudos de la mente de Pedro.

La televisión llevaba días encendida, sólo él podía ver algunas imágenes distorsionadas. Allí donde nadie hubiera visto absolutamente nada coherente, él veía planetas y estrellas...el sol y la luna. El alfa y el omega.

Cigarrillos en la mesa, Habitaciones atadas, con cuerdas.

Restos de una construcción psicótica, que carecía de sentido, pero para Pedro era belleza. ¿construcciones visiocósmicas? ¿O simplemente psicosis?. 

Habitaciones atadas que sólo el tiempo dejará libres.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres